• Vie. Jul 19th, 2024

Victory Bronx

Información Global

Puntualización Histórica sobre: Hebreo, Judío, Israelita o Israelí.

By.

Jun 17, 2024

JAVIER FUENTES. Bronx. N.Y. Politólogo. Lic. en Teología y Biblia.  Maestría en Escritura Creativa. Maestría en Derecho y Relaciones Internacionales.

Hemos querido hacer ciertas puntualizaciones sobre la Nación de Israel. Esto para describir y desarrollar con  ciertas claridad y precisión entendible sus orígenes y los gentilicios que al referirnos a los ciudadanos de ese país causan confusiones a muchos.

Así mísmo observamos también que en múltiples ocasiones aparecen en escritos, algunos análisis y comentarios el incorrecto uso: Hebreo, Judío, Israelí e israelita; como en explicaciones académicas.

Estas puntualizaciones las haré yéndonos primeramente a la fuente material por antonomasia: la Biblia y, luego, citas de extraordinarios investigadores.

Israel hoy está constituido en un gran Estado; no por una población numerosa, amplio territorio geográfico ni por la fertilidad de su tierra, sino más bien por su peso geopolítico-estratégico, tecnológico y etnolingüístico.

Yendo de inmediato a los escritos del libro de génesis; es allí donde aparece por primera vez la intención de un hombre por crear de su descendencia o “simiente” (en hebreo: zera y en griego: semilla, semen o esperma), una Nación.

El libro sagrado conocido como la Biblia (en hebreo: Tanaj, en griego: biblos -muchos libros-), hace la referencia de que Abraham Sirio de la descendencia de Sem primogénito de Noé (Gen.6), lo hizo siguiendo las instrucciones de un Dios (Jehová) que no conocía; pero que lo había sido de sus antepasados.

Segun su propio sobrino -Josué:24:3- Jehová lo rescato de la adoración a la luna, el Sol y los ejércitos celestiales, para con el crear la religión monoteista.

Paul Johnson dice: que “si Abraham fue el fundador de la Nación Hebrea. Fue también el fundador de la religión Hebrea.”(Historia del Pueblo Judío. Pag: 33)

Todavía en los años de su salida de Egipto y permanencia en el desierto; no existía la religión Judía. Eso vino después.

En el capítulo 12 del Génesis recibe el mandato: “Pero Jehová había dicho a Abram: Vete de tu tierra y de tu parentela, y de la casa de tu padre, a la tierra que te mostraré. Y haré de ti una nación grande, y te bendeciré, y engrandeceré tu nombre, y serás bendición. Bendeciré a los que te bendijeren, y a los que te maldijeren maldeciré; y serán benditas en ti todas las familias de la tierra”.

En el “Cairo” de Dios le cambió el nombre a Abraham.

No voy a entrar en la explicación teología-escatológica, de este último párrafo, no es la idea.

Pero tengo que decir: que la bendición para todas las familias de la tierra sería por medio de Jesucristo.

Por tanto, tomando en cuenta lo dicho por Jehová, es aquí en donde nace la base material de la creación de un pueblo que será conocido al principio como Hebreo, luego Israel y después mal derivarado en llamar Judío.

Esta última parte; Judío, es lo que ha motivado que haga las aclaraciones necesarias para disipar confusiones que siguen dando origen a un desprecio innecesario por Israel.

El historiador Paul Johnson en su libro: “Historia del Pueblo Judío”, nos refiere que el nombre hebreo es producto de “Heber”.

El renombrado historiador Flavio Josefo, quien es citado por Johnson, haciendo una cronología de la generación de Noé, nos escribe: “Arfaxad fue padre de Salas y este de Heber de cuyo nombre se llamó originalmente a los Judíos”. (Antigüedad de Los Judios, Tomo I, pag: 24).

Aun Josefo cayó en el error de decir que los Hebreos de ayer son los Judíos de hoy.

Es una confusión que noto hasta en extraordinarios teólogos-historiadores.

El historiador Shlomo Sand, citando a Baron se hace la pregunta de ¿”cómo el pueblo Hebreo acabando de salir de la cautividad conquista un país que estaba sometido al control egipcio”?. (La invención del Pueblo Judío; pag: 113)

Ahora bien dónde ha estado la confusión; al afirmarse o escribir Judío cuando nos referimos a los Israelí o Israelíes. Naturalmente en la división del reino que luego fue de Israel y el otro de Judá. Este último siendo el más grande. Y no así a una religión.

La confusión ha persistido porque de las doce tribus que constituyeron el pueblo o la Nación Hebrea una ha permanecido en el tiempo y el espacio producto de que el último sacerdote no fue de la tribu de Leví, sino de Judá.

Aclaro, para conocimiento histórico religioso que desde que Jacob, mellizo con Esaú, luchó con el Ángel y este le cambió el nombre allí mismo nace el pueblo de Israel con sus doce hijos, y en toda la antigüedad serán llamados israelitas.

Citamos: “Así se quedó Jacob solo; y luchó con él un varón hasta que rayaba el alba.  Y cuando el varón vio que no podía con él, tocó en el sitio del encaje de su muslo, y se descoyuntó el muslo de Jacob mientras con él luchaba.  Y dijo: Déjame, porque raya el alba. Y Jacob le respondió:’No te dejaré, si no me bendices. Y el varón le dijo: ¿Cuál es tu nombre? Y él respondió: Jacob. Y el varón le dijo: “No se dirá más tu nombre Jacob, sino Israel”. (Gen 32:24-29)

Israel étnicamente forma parte de los pueblos semíticos, y ¿quiénes son los pueblos semíticos?

Según la Enciclopedia Británica, el nombre es usado para las “personas que son descendientes de Sem, el hijo de Noé del relato bíblico, de los cuales se asentaron en Mesopotamia, en la Costa Oeste del Mediterráneo, en la Península Arábiga, y en el Cuerno de África y cuyo término incluye a los Árabes, Acadios, Cananeos, Asirios, algunos Etíopes y tribus Arameas incluidos a los Hebreos”.

Por tanto no se puede decir antisemita a los que tienen animadversión por los judíos, sino también por los otros pueblos.

En los próximos artículos explicaremos esta parte.

Yendo al relato bíblico, quiero decir que esta lucha

(Jacob y el Angel), no la pueden interpretar literalmente, más bien sí como una figura retórica de la indefinición del hombre por aceptar los preceptos de Dios.

Y este nombre -Judío- ha servido para crear una religión; monoteísta, que obliga, sin ser necesario a creer que todos los Israelíes son Judíos, algo vago y falso históricamente.

En este sentido nos explicamos para decir que ha habido una confusión con la definiciones preliminares: ¿Hebreo, Judío, Israelita o Israelí? Las cuáles; en lo adelante explicaré en todas sus características y expresiones.

Continuará…

Comparte si te a gustado:

By .